opinion-espectador-mephisto-teatro